lunes, 14 de noviembre de 2016

1519 - GREENFIELD - EL LEVANTAMIENTO AMERICANO


AMERICAN UPRISING (EN INGLÉS)

Everything is about to change

by DANIEL GREENFIELD

FUENTE: FRONTPAGE - GREENFIELD - UPRISING - 09/11/16

TRADCCIÓN AL ESPAÑOL DE GOOGLE:

EL LEVANTAMIENTO AMERICANO (EN ESPAÑOL)

Todo está a punto de cambiar.

Por DANIEL GREENFIELD

FUENTE: FRONTPAGE - GREENFIELD - LEVANTAMIENTO 09/11/16

REFLEXIÓN:

El mundo entero está convulsionado, nadie habría apostado a que Trump ganaría esta elección.

El misterio se aclara con este artículo de Daniel Greenfield. A una mayoría dispuesta a ir a votar no le importó los disparates políticamente muy incorrectos del candidato si le aseguraba que su situación económica y su futuro  iban a cambiar.

La traducción de Google es excelente como para entender qué pasó, según la interpretación de Greenfield, mi autor favorito.

¿Cuántas veces nos preguntamos cómo era posible que los republicanos no hubieran tenido un mejor candidato que Trump? Sin embargo, si querían ganar lo necesitaban. Trump habló utilizando los medios que exponían sus provocaciones para ridiculizarlo, todos estaban en su contra, pero él los utilizó para que la gente escuchara, en medio de tantas incorrecciones, lo que querían oír. Lo escucharon a Trump no a las críticas que acompañaban cada una de sus presentaciones. Porque como fuera no querían la continuación de la era Obama.

Entonces ahora uno se pregunta si los demócratas no tenían algo mejor que Hillary, para saber utilizar sus presentaciones con un mensaje más revolucionario que compitiera con el de Trump.

En resumen, Trump comprendió mejor cómo dirigirse a las masas para obtener su voto, porque de eso se trata la democracia, conseguir votos.

En estos tiempos nadie está conforme con lo que está viviendo, ni en Estados Unidos, ni en Europa, ni en el mundo árabe. Inglaterra dio el primer paso al separarse de la Unión Europea, ese fue un alerta que no se escuchó. Los refugiados huyen hacia Europa, aunque nunca lleguen, porque cualquier cosa es mejor que la pesadilla que están viviendo en sus países.

Ahora tampoco podemos apostar a lo que conseguirá cambiar Trump, y tampoco sabemos si él se ha planteado un límite o si las condiciones internacionales se lo impondrán. Ya se escuchan campanas de alarma porque este mundo está globalizado y aislarse no es tan fácil como muchos que lo votaron pudieron creerlo.

La presidencia de Trump ofrece más interrogantes que certezas, pero tonto no es. Y el establishment americano tampoco.

ANA








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario